¿2017 sin Smartphone?

Hola Gente. Estoy aquí de nuevo después de muuuuuuucho tiempo por razones laborales intensas. Esta vez vengo con un anuncio que quizá para muchos no sea una novedad, pero al menos para mí lo es. Y es que cuando me lo dijeron no lo quise creer, pero Nokia este año se superó a si misma con el lanzamiento del Nokia 3310. Un teléfono de Teclas llamado del dumbphone (el teléfono tonto en vez de inteligente, el zapatófono. Sin más los dejo con el artículo donde está la noticia. Ya si ustedes lo deciden, haremos la review de un teléfono tan viejo como los ladrillos.

¿Se puede sobrevivir en 2017 con un dumbphone?

Nokia y Microsoft han decidido separarse después de muchos años juntos. El divorcio es todavía reciente, pero hemos visto a Nokia (a través de Global HMD) en el MWC 2017, mostrando sus encantos a la multitud con sus diferentes dispositivos. Uno de ellos, el 3310, nos ha hecho experimentar un verdadero viaje en el tiempo, ya que ni siquiera se trata de un smartphone. ¿Es posible a día de hoy vivir sin utilizar un smartphone?

Un dispositivo que se nutre de la emoción

Nokia está de vuelta en el centro de la escena y su nombre es garantía, al menos, de un mínimo de popularidad; tiene todas las cartas de su mano para apostar con una jugada que, a menudo, ayuda a ganar la partida: la emoción. Para ser más exactos, se trata de esa emoción relacionada con la nostalgia, con la vieja gloria de un dispositivo que marcó a varias generaciones (entre ellos la mía). 

Es obvio que Nokia utiliza este dispositivo como un golpe de efecto para volver a ser el centro de las conversaciones e informar  a las masas de lo necesario que resulta un smartphone Android. Ya nos ha llegado el mensaje, pero Nokia seguirá siendo una leyenda del dumbphone (el teléfono tonto en vez de inteligente, el zapatófono), incluso si hoy en día se dedica a fabricar smartphones. El nuevo Nokia 3310 está a caballo entre ambos mundos, no es un  verdadero teléfono como los de antes, pero tampoco un smartphone como los de hoy en día.

Una vez pasados los 30 segundos de la nostalgia que provoca, me hice una pregunta: ¿Acaso sería capaz de volver algún día a manejar un dispositivo dumbphone, o sea, uno que no sea smartphone? Y otra más interesante: ¿Y el resto del mundo? ¿Hay un mercado para un dispositivo como el nuevo Nokia 3310?

El Nokia 3310 no está adaptado a nuestra sociedad

¿Es posible abandonar el smartphone y optar por un teléfono como el de Nokia? Si uno quiere chatear por Messenger o WhatsApp, la respuesta es claramente no, porque no son compatibles. Si se desea realizar búsquedas rápidas en Internet, también se puede olvidar la idea, porque el dispositivo no se puede utilizar con Wi-Fi. Tal vez deseéis utilizar un amplio abanico de aplicaciones, o hacer fotografías de calidad para compartir directamente en las redes sociales. Olvidaos del asunto también.

Este Nokia se dirige a aquellos que desean utilizar un teléfono para… llamar. Y para jugar a Snake, que, por cierto, también ha cambiado. Qué idea tan peregrina darle un uso tan simple, podríamos pensar hoy en día, ya que los smartphones puede llegar en muchos casos hasta a sustituir a un ordenador. Tal vez en algunos entornos profesionales pueda ser útil, en condiciones en las que no esperemos mucho más de un teléfono, pero para uso personal dudo que haya mucha gente dispuesta a renunciar a la vida “virtual” a la que los teléfonos inteligentes nos tienen acostumbrados.

Por supuesto, hay quienes no tienen un smartphone ni lo quieren, ya sea por convicción o por puro anticonformismo, pero es evidente que nuestra sociedad (sobre todo la sociedad de consumo, a través de las modas y la nueva concepción de “normalidad”) ha adoptado los smartphones y son parte de la vida cotidiana. Como dice mi colega Peter, la historia ha demostrado que en términos de tecnología, es raro que la humanidad vuelva sobre sus pasos, sobre todo si el concepto ha sido asimilado por millones de personas y condiciona en gran medida su vida cotidiana.

¿Querríamos realmente abandonar los smartphones?

El concepto de un teléfono inteligente menos inteligente sigue siendo interesante (aunque no estoy seguro de que pudiera tener un gran futuro). Por supuesto, se dirigiría a un tipo de cliente muy específico, no al usuario medio de smartphones, como vosotros o yo, que lo usamos para hacerlo todo y nada. Eso sí, sería más pequeño y más ligero, aspectos interesantes para más de uno.

Un buen paso adelante sería, simplemente, permitir el acceso a WhatsApp y Facebook, pero las negociaciones con el gigante estadounidense para desarrollar aplicaciones compatibles con el Nokia 3310 no son necesariamente fáciles. Conozco a mucha gente que nunca usa su smartphone para jugar o ver vídeos, su uso se limita a WhatsApp, al calendario y un par de aplicaciones adicionales (por ejemplo, Wikipedia). En pocas palabras, funcionalidades muy básicas, con una sincronización sencilla. Otro problema es la conexión. Es muy difícil encontrar una red lenta que sólo funcione con una tarjeta SIM, es necesario el Wi-Fi, sin duda ninguna. La  “conexión limitada” cobra aquí todo su sentido, sobre todo si uno está acostumbrado a la conexión permanente.

Podría haber algo intermedio entre el  dumbphone y el smartphone?, podríais preguntarme, y con razón. El problema con esta gama es que quieren hacer un poco de todo, y sin mucho éxito. ¿Por qué no hacer un dispositivo que se centre sólo en ciertos aspectos, y que los haga bien? Pensando en el nivel de la batería, por ejemplo, no habría fotos.

Por supuesto, todo esto no es más que un sueño; en la práctica este concepto no encontraría mercado. El advenimiento del Internet de las cosas y otras tecnologías modernas, como los drones, hará que los smartphones, (principalmente los de gama alta) sean cada vez más indispensables.


Hasta aquí el artículo. La fuente es esta no piensen que me voy a quedar el crédito. Pero de que es un asombro lo es. Ahora que se venda….

Deja tu opinion y comenta que crees de este dispositivo

 

 

Comparte en las redes sociales

4 comentarios

Ir al formulario de comentarios

  1. A mis abuelos les encantaria este telefono, ya que para ellos los SmartPhone son muy complicados (Venga que enseñarle trucos a un pero viejo no es nada fácil…) Aunque no hay que ir muy lejos a mi Madre y a mis Tías tambien les encanta los ladrillitos de teclas y no soportan los Smartphone…

    • octavio on 14 marzo, 2017 at 2:39 pm
    • Responder

    a mi me gustaria tener uno de esos y no soy un viejo jeje, ahora con los precios q le ponen aqui a cualquier tipo de celular vaya q me lo pensaría pa comprarme uno

    • Yova on 14 marzo, 2017 at 8:45 pm
    • Responder

    Es verdad que no son la ultima tecnología y aunque por supuesto a mi me gustan lo smartphone . No se puede negar que en resistencia a los golpes y duración de la batería no hay quien les gane, son muy buenos para aquellas personas que son negociantes y les gusta andar con algo ligero en el bolsillo.

  2. A mi en lo personal no me gustan… pero hay personas que solo lo utilizan para llamar y mandar sms y para eso esta muy bueno ya que solo con darle carga te dura mas de 4 dias sin volver a cargarlo y asi se hace mas duradera su bateria.

Deja un comentario

Your email address will not be published.